Póker de ases y Quilmes a la Final

El equipo marplatense derrotó 90-85 en alargue a Deportivo Viedma. Gago, Pelorosso, Merchant y Brown anotaron 88 puntos entre todos y dieron la cara. El miércoles, en horario a confirmar, se jugará el primer duelo ante Villa Mitre.

Quilmes, de menor a mayor, con una gran producción del cuarteto integrado por Facundo Gago, Raúl Pelorosso, Jeffrey Merchant y Tirrell Brown, autores de casi todos los puntos del equipo, se impuso en alargue 90-85 a Deportivo Viedma en la tercera y decisiva semifinal y enfrentará este miércoles a Villa Mitre de Bahía Blanca en el primer “chico” de la final de la Conferencia Sur de la Liga Argentina de Básquetbol.

Los de Gelpi nunca dejaron de luchar, se sobrepusieron a un inicio adverso y terminaron jugando y ejecutando con mayor confianza que un rival que perdió su seguridad en el momento menos oportuno.

El equipo marplatense tuvo un comienzo de partido complicado. Deportivo Viedma planteó una defensa muy poderosa sobre Merchant y Brown, habitualmente vitales, y consiguió controlarlos a lo largo de todo el cuarto inicial. Y, como si fuera poco, el equipo local entró certero a la hora de tirar de tres puntos.

3viedma-quil-10

Enseguida el conjunto de Guillermo Bogliacino sacó ventajas. Controló el partido, dominó el rebote. Del lado de Quilmes, sólo Gago parecía estar en su nivel y, en consecuencia, la ofensiva era raquítica. Con apenas once puntos en el primer cuarto, resultó lógico que los rionegrinos se llevaran nueve de ventaja al primer descanso.

El conjunto marplatense recién encontró el primer punto de apoyo en el segundo parcial. Entonces pudo plantar defensa y trabar lo que hasta ahí era un fluido ataque local. Brown, rápidamente sustituido, volvió enfocado de su paso por el banco de relevos. Con astucia, salió de la zona donde Tabieres lo dominaba, y comenzó a aportar con sus envíos largos.

Quilmes, paulatinamente, se puso en partido y, aunque falló en el cierre del cuarto y le permitió recuperar la ventaja a Deportivo Viedma, el tono de la historia había cambiado.

3viedma-quil-3

La ofensiva quilmeña, por fin, comenzó a fluir como puede a partir del tercer parcial. Jeffrey Merchant, que apenas había anotado dos puntos en toda la primera parte, aportó once en dicho segmento y le sumó otra preocupación a los rionegrinos, que ya no se veían tan seguros.

El elenco de Gelpi logró llegar apenas un doble abajo al cuarto final y con la confianza en ascenso. Los nervios comenzaron a jugar su partido. Deportivo Viedma, líder durante todo el torneo, local y favorito, empezó a jugar contra el fantasma de quedarse afuera. Y sólo el alero Ayan Nuñez de Carvalho mantuvo el tono.

Quilmes se mantuvo ahí y a la hora de entrar a la recta final disfrutó del jugador con la autoestima más alta de la cancha: Pelorosso. El pequeño ayuda base se sintió en su salsa en un contexto de presión y empezó a tomar, y con éxito, los tiros más pesados. Un doble suyo, a falta de tres minutos, le permitió a Quilmes pasar por primera vez al frente y una nueva conversión, cuando restaban 40″, lo puso 72-70 arriba y con buenas perspectivas.

3viedma-quil-1

Los problemas de rebote que suelen aquejar a los de Manuel Gelpi estuvieron a punto de jugarle una mala pasada. Eidintas tiró un mal pase interior, pero se quedó con el rebote y convirtió el empate a falta de 31″, recibiendo falta. Falló el tiro libre, los suyos se quedaron con el recobre, lo volvieron a intentar, otra vez lo recuperaron y, finalmente, erraron el tiro final. Para hacerlo todo más angustioso, Levy tomó la pelota y recibió falta de Merchant. Pero los árbitros la consideraron posterior al sonido de la chicharra fina y el partido fue a alargue.

Quilmes, con un gran Brown, lo jugó siempre con más solvencia, mientras Viedma lo padeció. Y en el minuto final falló el jugador que lo venía sosteniendo, Nuñez de Carvalho. En su intento de descontar la brecha de tres puntos, perdió el balón y le cometió antideportiva a Pelorosso. Como ya le habían pitado falta técnica, debió salir del partido.

Quilmes, entonces, vio el cielo. Pelorosso anotó uno de los libres y tras la reposición hubo falta a Gago, gran figura, que convirtió los dos siguientes. El golpe estaba consumado.

El equipo marplatense llegó a la final de la Conferencia Sur. Un premio para su convicción. A la hora de los bifes, tuvo claro que era el lugar que le correspondía.

3viedma-quil-6

La síntesis

Deportivo Viedma 85
F. Thygesen 12, J. C. Marini 3, A. Nuñez de Carvalho 26 (x), J. Levy 11 y M. Tabieres 12 (FI); M. Eidintas 9, L. González 6, L. Capponi 6 y P. Franco 0. DT: Guillermo Bogliacino

Quilmes 90
F. Gago 26, R. Pelorosso 23, L. Ortiz 0(x), J. Merchant 18 y T. Brown 21 (FI); B. Marquardt 2, A. Reinick 0, D. Skidelsky 0 y A. Ecker 0. DT: Manuel Gelpi.

Estadio: “Ángel Cayetano Arias” de Deportivo Viedma.
Árbitros: Rodrigo Castillo-Sebastián Moncloba-Raúl Sánchez.
Parciales: 20-11, 36-27, 53-51 y 72-72.

Fotos Marcos Aramburu – Diario La Capital MDP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *